boletin-de-noticias¡SUSCRÍBETE AQUÍ Y RECIBE
EL BOLETÍN DIARIO EN TU CORREO!

  • Noticias
  • Eventos
  • Campañas
  • Blogs y más

La primera consecuencia de la Evaluación del Desempeño Docente debe ser el apoyo oportuno a los maestros

· Los resultados de la Evaluación Docente brindan un primer acercamiento a las fortalezas y oportunidades de las maestras y maestros.

· La primera consecuencia de la evaluación docente debe ser, siempre, el apoyo oportuno a los maestros.

Ciudad de México, 29 de febrero de 2016.  Los resultados que hoy presentó la SEP permitirán contar con un primer diagnóstico nacional objetivo acerca de aspectos del desempeño de los maestros y directivos en servicio -de educación básica y media superior- que participaron en el proceso.

La Evaluación del Desempeño Docente -la primera obligatoria en la historia del país- se llevó a cabo en 2015 para el primer contingente seleccionado, con la participación de 134,140 maestros y directivos de las 32 entidades federativas.

Grafica_Evaluacion_Desempeno.png
Fuente: SEP, 2015.

Los resultados nacionales, globales, muestran que los docentes y directivos evaluados se distribuyeron en estos porcentajes según su nivel de logro: Insuficiente: 15.3%; Suficiente: 36.2%; Bueno: 40.5% y Destacado: 8%. Valoramos el reconocimiento a los docentes de más alto desempeño y convocamos a las autoridades a poner especial atención para ofrecer opciones dignas y pertinentes a aquéllos que deberán obligatoriamente participar en el reforzamiento dedicado al nivel insuficiente.             

Ante los resultados, sostenemos que la primera consecuencia de la evaluación docente debe ser el apoyo oportuno, sin desanimar ni desdeñar lo que el maestro y sus colegas han logrado hasta el momento.  Si sólo hay evaluación docente confiable, pero no se complementa con un sistema igual o aún más sólido de aprendizaje profesional de los maestros, como hemos sostenido en Prof., no habrá cambio en el aprendizaje de los alumnos, que es la finalidad última de todo el esfuerzo educativo nacional.

Los maestros tienen derecho a un diagnóstico oportuno, a que se identifique su logro de aprendizaje para recibir los apoyos necesarios y  así desarrollarse como los verdaderos profesionales de la educación que están llamados a ser. La mejor manera en que se cumple el derecho a aprender de los alumnos es que se cumpla el derecho a aprender de sus maestros.

La exigencia ciudadana a la Secretaría de Educación Pública es que:

1.  Mejore el diseño y la implementación de la Evaluación Docente para este año y los subsecuentes. Un grupo importante de maestros en todo el país, dispuestos a participar en la Evaluación Docente fueron amenazados, hostigados o bloqueados; sufrieron numerosos problemas técnicos en el proceso, así como cambios de último momento por parte de las autoridades (como la publicación tardía de las convocatorias). Todo ello dificultó la participación de maestros y directivos en el proceso de Evaluación y debe ser corregido.

2.  Publique los resultados de la evaluación, maestro por maestro, para su verificación y monitoreo de parte de los padres (Art 65 Fracc. VI de la LGE ) y los ciudadanos, y por lo tanto en un formato accesible para cualquier interesado. Así mismo que se entregue información personalizada a cada profesor, como retroalimentación de su evaluación y con el propósito de que ellos mismos exijan que la propuesta de formación responda a sus fortalezas y oportunidades detectadas. Recordamos a la SEP que el Pleno del INAI -en cumplimiento de las sentencias del Poder Judicial R.A. 114/2014 del Cuarto Tribunal Colegiado del Primer Circuito y 1174/2013 del Juzgado Sexto de Distrito en Materia Administrativa en el Distrito Federal- determinó que la asociación del nombre del docente evaluado con sus respectivos resultados son datos personales pero que “envuelven una relevancia pública y por ello este tipo de información no debe ser susceptible de confidencialidad” (Resolución INAI 4638/12 BIS).

3.  Implemente un sistema de formación docente que conecte las necesidades de los maestros con la formación inicial y continua, orientada al aprendizaje de los alumnos. Los catálogos de cursos y actividades formativas deben ser públicos y sujetos a verificación en su operatividad, costo y eficacia, por parte de los ciudadanos y de los mismos maestros y la tutoría debe asegurarse como una tarea que no admita simulación, insuficiencia de personal asignado a la tarea o falta de preparación o motivación en los maestros designados para acompañar a sus colegas en el reforzamiento.

4.   Concrete las conclusiones de las consultas pasadas y las programadas para este año sobre la educación normal y la formación inicial de maestros, de manera que el Plan que se proponga el 7 de marzo, según lo anunciado por la SEP, haga un compromiso de que todas las escuelas normales autorizadas tomarán una verdadera dimensión de instituciones de educación superior de alto desempeño, y sirvan como escuelas para transformar escuelas.

5.  Mejoren la atención a los maestros que se evaluaron y los que estarán por evaluarse en los próximos ejercicios, brindando información clara, puntual y confiable sobre el proceso de evaluación; así como la pronta solución a inquietudes respecto de las irregularidades en los resultados.

Si bien la aplicación de la Evaluación Docente y la publicación de los resultados es un gran paso que es justo reconocer como uno de los grandes hitos en la implementación de la reforma, es urgente que las expectativas sobre los maestros estén acompañadas del correspondiente apoyo para que las alcancen.

Compartir